Viernes, 10 de noviembre de 2017

DOMINGO 32º DEL T. ORDINARIO  A               

MONICIONES 

 

PRIMERA LECTURA

      Al escuchar la primera lectura, nos sentimos animados a buscar y a amar la sabiduría, es decir a pensar y vivir según lo verdadero, lo recto, lo bueno.

Encuentran la sabiduría los que la buscan; se anticipa a darse a conocer a los que la desean. 

 

SALMO

      En Dios está la verdadera sabiduría. Con el salmo expresamos nuestro deseo de Dios: "Mi alma está sedienta de ti, Señor, Dios mío". 

 

SEGUNDA LECTURA

      Los cristianos de Tesalónica pensaban que sólo los que vivieran en el tiempo de la segunda Venida del Señor, que ellos consideraban inminente, participarían de su gloria y que quizá los que ya habían muerto, quedarían al margen de aquella glorificación. S. Pablo sale al paso de aquella falsa creencia con las palabras que vamos a escuchar. 

 

TERCERA LECTURA

      En el Evangelio Jesús nos exhorta a permanecer siempre vigilantes, esperando su Venida gloriosa.

      Aclamémosle llenos de alegría cantando el aleluya. 

 

COMUNIÓN

      Celebramos la Eucaristía, mientras esperamos la gloriosa Venida de nuestro Salvador, Jesucristo.

      Que Él nos ayude a vivir siempre esperándole, para que, según la imagen del Evangelio de este domingo, podamos salir a su encuentro, cuando llegue,  con las lámparas encendidas.


Publicado por verdenaranja @ 20:21  | Liturgia
 | Enviar