Mi?rcoles, 12 de abril de 2006
VATICANO, 12 Abr. 06 (ACI).- En la Audiencia General de hoy el Papa Benedicto XVI hizo un peque?o recorrido por cada uno de los d?as que conforman el Triduo Pascual y exhort? a todos los presentes a encender en su interior un mayor deseo de adhesi?n a Jes?s y a seguirlo en modo generoso.

Al referirse al Triduo Pascual el Santo Padre afirm? que se trata de ?d?as dispuestos a acrecentar en nosotros un m?s vivo deseo de adhesi?n a Cristo y de seguirlo generosamente, concientes del hecho que ?l nos ha amado hasta dar su vida por nosotros?.

Sobre el Jueves Santo dijo que ?se conmemora la oferta total que Cristo hizo de S? a la humanidad en el sacramento de la Eucarist?a?.

Asimismo agreg? que ?esta singular jornada se cierra con la Adoraci?n eucar?stica, en el recuerdo de la agon?a del Se?or en el huerto del Getseman?. A?n hoy el Se?or nos dice: ?Restad y velad conmigo?. Y vemos tambi?n nosotros, disc?pulos de hoy, como frecuentemente dormimos. Esta fue para Jes?s la hora del abandono y de la soledad, a la que sigue, en el coraz?n de la noche, el arresto y el inicio del doloroso camino hacia el calvario?.

Prosigui? su meditaci?n con el Viernes Santo, ?d?a de ayuno y penitencia, todo orientado a la contemplaci?n de Cristo sobre la Cruz?.

?En el misterio del Crucificado ?continu?- se realiza aquel dirigirse de Dios contra si mismo en el cual ?l se dona para elevar al hombre y salvarlo; amor en su forma m?s radical?.

Haciendo despu?s referencia al S?bado Santo dijo que en este d?a ?la Iglesia, uni?ndose espiritualmente a Mar?a, permanece en oraci?n ante el sepulcro. Avanzada la noche comenzar? la Vigilia Pascual, durante la cual en cada Iglesia el canto gozoso del Gloria y del Aleluya pascual se elevar? desde el coraz?n de los nuevos bautizados y de la entera comunidad cristiana, contenta porque Cristo ha resucitado y ha vencido a la muerte?.

Al final de sus palabras el Santo Padre invit? a la participaci?n en el sacramento de la penitencia, una especie de ?muerte y resurrecci?n para cada uno de nosotros?.

?El perd?n que nos viene donado por Cristo en el sacramento de la Penitencia es fuente de paz interior y exterior y nos hace ap?stoles de paz en un mundo donde contin?an las divisiones, los sufrimientos y los dramas de la injusticia, del odio y de la violencia, de la incapacidad de reconciliarse para recomenzar de nuevo con un perd?n sincero?.

Seguidamente ley? un resumen de su meditaci?n en diversas lenguas, enton? el Pater Noster e imparti? la Bendici?n Apost?lica.
Publicado por verdenaranja @ 15:22
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios