Domingo, 22 de octubre de 2006
22 Oct. 06 (ACI).- Ante miles de personas que se dieron cita esta ma?ana en la Plaza de San Pedro, el Papa Benedicto XVI rez? el ?ngelus y record? a los presentes que la misi?n debe ser animada por la caridad para no verse reducida a una mera actividad filantr?pica y social.

Al introducir la oraci?n mariana, el Santo Padre record? la celebraci?n de la ?Jornada Misionera Mundial, instituida por el Papa P?o XI? y que este a?o lleva por tema: ?La caridad, alma de la misi?n?.

?La misi?n, si no es animada por el amor, se reduce a actividad filantr?pica y social. La caridad que movi? al Padre a enviar a su Hijo en el mundo, y al Hijo a ofrecerse por nosotros hasta la muerte de cruz, esa misma caridad ha sido versada por el Esp?ritu Santo en el coraz?n de los creyentes?, dijo el Pont?fice.

Asimismo invit? a que ?cada bautizado, como sarmiento unido a la vid, pueda as? cooperar en la misi?n de Jes?s, que se resume en esto: llevar a todo persona la buena noticia que ?Dios es amor?, y justamente por esto, quiere salvar al mundo?.

Afirmando que ?cuando uno reza delante del crucifijo no se puede no experimentar dentro de s? el gozo de saberse amados y el deseo de amar y de hacerse instrumentos de misericordia y reconciliaci?n?, Su Santidad record? a san Francisco de As?s.

?La misi?n ?prosigui?- parte siempre de un coraz?n transformado al amor de Dios, como testimonian innumerables historias de santos y m?rtires, que con modalidades diferentes han gastado su vida al servicio del Evangelio?.

Despu?s de su alocuci?n, Benedicto XVI rez? el ?ngelus y salud? en diversas lenguas a los peregrinos presentes. Finalmente imparti? la Bendici?n Apost?lica.
Comentarios