Domingo, 28 de enero de 2007
(ACI).- Al recordar la fiesta lit?rgica de Santo Tom?s de Aquino, el Papa Benedicto XVI destac? a este santo como s?mbolo de armon?a entre la fe y la raz?n.

Con su carisma de fil?sofo y te?logo, este gran doctor de la Iglesia ofrece un modelo v?lido de armon?a entre fe y raz?n, dimensiones del esp?ritu humano, que se realizan plenamente en el encuentro y el di?logo entre s?, dijo el Santo Padre.

EL Pont?fice record? luego que en el pensamiento de Santo Tom?s, ?la raz?n humana, por as? decir ?respira?: se mueve, es decir, en un horizonte amplio, abierto, donde puede expresar lo mejor de s?

?En cambio ?advirti?-, cuando el hombre se reduce a pensar s?lo en los objetos materiales y experimentables se cierra a los grandes interrogantes de la vida, respecto de s? mismo y de Dios, se empobrece?.

Por ello, ?la relaci?n entre fe y raz?n, constituye un serio desaf?o para la cultura actualmente dominante en el mundo occidental y, precisamente por esto, el amado Juan Pablo II ha querido dedicarle una Enc?clica, titulada precisamente ?Fides et Ratio? Fides et ratio ? Fe y Raz?n. Yo tambi?n e retomado este mismo argumento recientemente, en el discurso en la Universidad de Regensburg?, se?al? el Papa.

Benedicto XVI se?al? que ?el desarrollo moderno de la ciencia trae innumerables efectos positivos, que deben ser reconocidos. Sin embargo, al mismo tiempo, es necesario admitir que la tendencia a considerar verdadero s?lo aquello que es experimentable constituye una limitaci?n de la raz?n humana y produce una terrible esquizofrenia, por la cual conviven racionalismo y materialismo, hipertecnolog?a e instintividad desenfrenada?.

?Es urgente, por tanto ?se?al? el Papa-, redescubrir de manera nueva la racionalidad humana abierta a la luz del Logos divino y a su perfecta revelaci?n que es Jesucristo, Hijo de Dios hecho hombre?.

El Sumo Pont?fice explic? que ?cuando es aut?ntica la fe cristiana no afecta la libertad y la raz?n humana; y entonces, ?Por qu? la fe y la raz?n deben temerse mutuamente, si encontr?ndose y dialogando pueden expresarse al m?ximo? La fe supone la raz?n y la perfecciona, y la raz?n, iluminada por la fe, encuentra la fuerza para elevarse a la conciencia de Dios y de las realidades espirituales?.

?La raz?n humana ?sigui? el Papa- no pierde nada aproxim?ndose a los contenidos de la fe, por el contrario, ?stos requieren su libre y conciente adhesi?n?.
Comentarios