Jueves, 08 de marzo de 2007
Comentario a las lecturas del viernes de la Segunda Semana de Cuaresma, cogido del libro "Ens??ame tus caminos" de Guillermo Guti?rrez.

Viernes de la Segunda Semana


Primera. Gn 37,3-4. 12-13a. 17b-28: Jos? y sus hermanos Evangelio. M? 21,33-43, 45-46: Los vi?adores perversos


I. ?Ah? viene el de los sue?os! La historia de Jos? es la historia de un hombre incomprendido y perseguido, precursor y figura de Jes?s, Hijo del due?o de la vi?a de que se habla en el pasaje evang?lico. Jos? es el hombre de los sue?os, un so?ador insoportable y molesto, menor en una larga lista de hermanos, preferido de su padre y por eso envidiado de sus hermanos. Como les resulta molesto deciden eliminarlo.

Jos? es figura de Jes?s y de tantos hombres so?adores abatidos por la envidia de quienes no cre?an en sus sue?os. Mart?n L. Ring so?aba un mundo de fraternidad sin privilegios de una raza sobre otra por la ?nica raz?n del color de la piel. Mons. Romero so?aba un mundo sin injusti-cias ni explotaciones, como los asesinados en la UCA o las religiosas de Argelia y Ruanda... Los so?adores son parad?jicamente realistas elimi?nados porque sus sue?os son profec?a y su presencia resulta molesta. Tienen predecesores muy antiguos. Por delante y por detr?s son figuras del gran justo perseguido y asesinado: Jes?s.

?Ning?n problema se resuelve con cruzarse de brazos en espera de que venga Dios a resolverlo? (M. L. King). ?Dondequiera que se cons?truye algo se levantan remolinos de polvo, aunque lo que se construye sea una iglesia? (Wilhelm Kreiten).

II. Arrendar? la vi?a a otros. La par?bola describe y desarrolla el tema de la elecci?n y reprobaci?n de Israel. La elecci?n es don gratuito que impone el compromiso de hacerlo fecundo. De no ser as? puede Dios despojar del don gratuito y entregarlo a otro. La alegor?a es larga historia y al mismo tiempo profec?a. Los grandes profetas ?Isa?as, Oseas, Jerem?as, Ezequiel? hab?an desarrollado el tema de la infidelidad de Israel alternando el simbolismo de la vi?a con el de la esposa (Is 5; Os 10; Jr 2; Jr 5; Jr 7; Ez 15; Ez 17). Jes?s incide en el mismo tema, pa?ra entonces ya convertido en larga historia de realidades. Los mensajeros de Dios eran asesinados o perseguidos y su mismo Hijo ser? pronto ejecutado por los mismos destinatarios de la delatora par?bola. Se les quit? el Reino que pas? a la Iglesia universal.

III. Qui?n es la vi?a del Se?or? Sobre la historia de Israel se calca la historia del mundo y de cada hombre. Cada individuo es una vi?a de Dios, es decir, un objeto de amores y desvelos; es una libertad que decide y un posible drama en desarrollo. Dios se va, es decir, se hace invisible y el hombre puede llegar a creer que cuanto posee es suyo sin tener que dar cuenta a nadie. Nadie es propietario de los bienes ra?ces del es?p?ritu; es s?lo administrador. Los dones recibidos pueden ser alguna vez motivo de orgullo, pero siempre lo son de responsabilidad.

Dios env?a mensajeros a recordar las exigencias de los dones recibidos. Los portadores de amor son recibidos con odio y parad?jicamente los mensajeros de la vida son asesinados. Piensan: ??A qu? tiene que meterse Dios en mis cosas??. O: ?Yo dispongo de mi cuerpo...? El ?nico due?o absoluto es Dios.

La vi?a es el mundo. En ?l cada uno es un poco responsable de la suerte de sus hermanos. Cada uno tiene algo de ap?stol y algo de profeta, y siempre la vocaci?n de ser luz para que todos glorifiquen al Padre (Mt 5,16). Si profetiza en nombre propio o se hace cuerpo opaco se convierte en ladr?n de la gloria debida a Dios y en traidor a causa de sus hermanos. La par?bola de los vi?adores rebeldes es una historia espiritual por encima del espacio y del tiempo, y alcanza a todos.
Publicado por verdenaranja @ 21:26  | Espiritualidad
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios