Domingo, 08 de abril de 2007
Comentario a las lecturas del Lunes de Pascua, sacado del libro "Ens??ame tus caminos" de Guillermo Guti?rrez.

Lunes de la Primera Semana


Primera. Hch 2,14. 22-32: Discurso de Pedro sobre la Resurrecci?n Evangelio.
Mt 28,8-15: Informe de los soldados


II. Decid que han robado el cuerpo. Los soldados encargados de la custodia del cad?ver cumplen con el deber de informar a sus jefes. Temblor de tierra, presencia de un ?ngel sobre la losa del sepulcro, desaparici?n del cad?ver. Por otra parte los comentarios de la calle: Jes?s vive. Los responsables de la muerte de Jes?s no se resignan a o?r hablar de su vida y creen encontrar una clave en el soborno de los soldados. Pero el Se?or vive. Esta extra?a verdad es m?s fuerte que las mentiras y sobornos.

No hay mensaje de resurrecci?n aislado. El mensaje pascual en su alcance es ?ste: Cristo ha salido del sepulcro y saca tambi?n a los suyos del dominio de la muerte para instalarlos definitivamente en el Reino de la vida: ?yo les doy la vida eterna y no morir?n para siempre? (Jn 10,28). El canto del Alleluja se dirige primero a Jes?s y luego a todos los redimidos: resucitaremos con ?l, no como masa an?nima, sino con nombres propios.

Muchos han negado la resurrecci?n anunciando, por el contrario. la muerte definitiva de Dios. Pero esos profetas de desventuras no parecen estar muy seguros de sus propias profec?as. Son los hombres los que mueren y pasan. Dios vive para siempre. El Cristo de la fe es el Cristo muerto y resucitado, triunfador y din?mico, siempre operante en el mundo. Es la cabeza de fila que arrastra tras de s? la caravana de los so-metidos a la inexorable condici?n de la muerte temporal. Pero sabemos que la muerte no es meta sino un control antes de entrar en la verdadera meta de una vida sin fin.

III. Mensaje pascual. Los reporteros gr?ficos que informan sobre el mismo acontecimiento no suelen coincidir en todos los detalles del caso que relatan. Tampoco coinciden los testigos de la resurrecci?n asegurando todos el mismo hecho sin dar informaci?n sobre el modo. Influyen las vivencias subjetivas.

Fueron las mujeres las ?ltimas en abandonar el cuerpo en el sepulcro y las primeras en visitarlo al concluir el reposo sab?tico legal. En lugar del cad?ver encontraron los lienzos en un sepulcro vac?o y un ?ngel que les encomendaba un triple mensaje: ?No tem?is, ha resucitado, id y anunciarlo a los disc?pulos?. Por ah? empezaron ellos su predicaci?n. Todo cristiano es portador de ese mensaje ante el mundo con el doble argumento de su fe y de su vida. Con la resurrecci?n de Cristo todo acaba y todo empieza. Acaban los temores de la muerte y empieza la alegr?a de la vida.
Publicado por verdenaranja @ 22:59  | Espiritualidad
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios