Mi?rcoles, 02 de mayo de 2007
DI?CESIS DE TENERIFE Pastoral de la Salud

ASUNTO: Pascua del enfermo 2007


Hermanos,
testigos y mensajeros del Evangelio de la Vida:

Un a?o m?s estamos en Pascua. Acabamos de re-pasar, para re-vivir, el acontecimiento central de nuestra fe. El amor de Dios, "hasta el extremo" y el triunfo del que am? as?, del machacado, sobre todo mal y sobre la muerte misma.

Mi experiencia como capell?n en el Hospital me est? ayudando mucho a entrar, asombrado, en el inmenso misterio, nunca acabado de entender, del amor de Dios y del dolor y sufrimiento humano. Me est? ayudando a descubrir, "aunque sea a tientas", como dice San Pablo, la fuerza de la resurrecci?n escondida en el dolor y la muerte, y el triunfo del amor siempre, aunque ahora lo veas crucificado.

Despu?s de la Semana Santa, con esa fe y con esa esperanza, echamos una mirada a la vida, las noticias, nuestros pueblos, nuestros hospitales... y encontramos reflejado ese inmenso calvario que acontece a nuestro alrededor. ? ?Sucede ahora! ! Los cristos, que sacamos en procesi?n, y los cristos vivos y rotos, que encontramos crucificados por la enfermedad, la soledad o el miedo. El Cuerpo de Cristo, la humanidad, la Iglesia, siguen crucificados.

Pero en esta Semana Santa, que sucede a nuestro alrededor, con el mismo Cristo, ??NOSOTROS SOMOS PROTAGONISTAS!! Nosotros jugamos un papel. Somos los personajes de este Evangelio.

?Qu? papel jugamos? ?Ayudamos como el cireneo o nos lavamos las manos como Pilato? ?Somos meros espectadores, que vemos pasar, o limpiamos el rostro del herido?

Ante las Palabras y las quejas de Jes?s, que se repiten: "Padre, que pase de m? este c?liz" (Le. 22, 42), ?eres ?ngel que consuela o ap?stol que duerme?

Qu? bueno poder ser, como los ?ngeles, como Mar?a Magdalena, mensajeros del triunfo de Jes?s, que es nuestro propio triunfo, porque "en la muerte de Cristo, nuestra muerte ha sido vencida y en su resurrecci?n hemos resucitado todos" (prefacio de pascua).

El pr?ximo 13 de Mayo celebramos en la Iglesia espa?ola la Pascua del Enfermo. Ocasi?n singular y privilegiada para acercar la Buena Noticia de Jes?s, vencedor del dolor, el mal y la muerte, a quienes m?s la necesitan, porque se ven amenazados por ellas. Ocasi?n para que el Esp?ritu de Jes?s resucitado nos cubra con su sombra y haga renacer en nosotros la confianza y la esperanza.

?C?mo hacer llegar a nuestros enfermos la oportunidad de que celebren, juntamente con Cristo, su Pascua? Los p?rrocos y los equipos de Pastoral de la Salud, son los responsables de organizar las cosas con tiempo para que todo salga bien. Los responsables arciprestales deben tambi?n animar a que esto se haga. En la mayor?a de arciprestazgos ya tienen se?alada la fecha para esta reuni?n, tal como hicieron en la programaci?n en octubre.

SUGERANCIAS PARA LA CELEBRACI?N

1. La experiencia aconseja que ese d?a es un buen momento para celebrar el Sacramento de la Unci?n de los Enfermos, y reivindicarlo, as?, como sacramento de vivos, alejando aquello de la extrema-unci?n, tan tristemente presente en mucha gente.

2. Avisar, contactar con los enfermos y sus familias con tiempo suficiente, pues a ellos no les es f?cil trasladarse improvisadamente. Tener coches previstos para los que no tengan medio de transporte. Ser?a bueno tener prevista alguna silla de ruedas, por si alguien la necesita.

3. En la medida que sea posible, que los enfermos participen en toda la celebraci?n: lecturas, ofrendas, peticiones, oraciones...

4. Tener alg?n detalle con ellos, algo que lleven a la casa como recuerdo de ese d?a.

5. Y, como no, si es posible y se ve conveniente, tener una peque?a fiesta con ellos. Se lo merecen y lo agradecen mucho.

Seguro a que a ustedes se les ocurrir?n muchas m?s cosas.

Dese?ndoles consigan comunicar y celebrar esta buena noticia, doy gracias a Dios por las bendiciones que, seguro, derrama sobre ustedes.

Con afecto.
Ismael Mart?n,
En nombre de la Delegaci?n de Pastoral de la Salud.


Comentarios