S?bado, 26 de mayo de 2007
En el comunicado final emitido al t?rmino de la Asamblea General de la Oficina Internacional de la Escuela Cat?lica (OIEC) , los participantes han acordado reforzar la colaboraci?n entre las regiones y al interior de las mismas.

LA ESCUELA CAT?LICA COMO PEREGRINA DEL SIGLO XXI


OIEC (Oficina Internacional de la Educaci?n Cat?lica)


CONCLUSIONES DE LA ASAMBLEA GENERAL


En Santiago de Compostela, 25 de mayo de 2007

1. La Asamblea General ha decidido reforzar la colaboraci?n entre las regiones y al interior de las mismas y de orientar m?s sus trabajos sobre los temas de inter?s com?n.

2. La situaci?n sociopol?tica de numerosos pa?ses confronta a la escuela cat?lica con muchos problemas de injusticia social, de hambre, de violencia de todas las clases, de manipulaciones diversas, de p?rdida de valores, destrucci?n acelerada de las instituciones que han sentido la vida, de persecuci?n m?s o menos abierta e los cristianos.
La Asamblea General invita a todos sus miembros a tomar posici?n de manera oportuna, p?blica y prof?tica de estas realidades que condicionan inevitablemente el anuncio de nuestro mensaje.

3. Frente al surgir de formas de fundamentalismo religioso, la Asamblea General de la OIEC invita a las escuelas cat?licas a distinguir entre el verdadero y falso di?logo, entre la verdadera y la falsa religi?n, entre la fe y la ideolog?a. La Asamblea invita al mismo tiempo a profundizar su propia identidad con respecto a las nuevas condiciones filos?ficas y religiosas.
Frente a los desaf?os variados que aparecen en las diferentes formas y diferentes connotaciones en las cinco regiones del mundo, la Asamblea General declara que no puede quedarse extra?a y que lleva con determinaci?n su parte de responsabilidad en la construcci?n de un mundo mejor.

4. Preocupada de la cohesi?n social, la Asamblea General de la OIEC invita a sus miembros a profundizar su misi?n de evangelizaci?n de los j?venes y particularmente de los j?venes con problemas.
Esta misi?n es as? una respuesta a las esperanzas profundas de las familias, frecuentemente ellas tambi?n en situaci?n precaria. Para realizar este objetivo, la Asamblea invita a sus miembros a desarrollar las nuevas pedagog?as adaptadas que traducen en la vida cotidiana los valores evang?licos.

5. La Asamblea General de la OIEC invita a sus miembros a reforzar el esfuerzo de la formaci?n inicial y continua de los cuadros educativos y administrativos, m?s particularmente, de los laicos. Este esfuerzo necesita una colaboraci?n m?s grande con las universidades y la utilizaci?n m?s intensa de las nuevas tecnolog?as. La Asamblea General desea que la OIEC llegue a ser promotora de la comunicaci?n y de la participaci?n de experiencias formativas.

6. La Asamblea General pide a sus miembros que se sientan concernidos por as pol?ticas de educaci?n y las tendencias contempor?neas af?n de tener una contribuci?n oportuna y pertinente en caso de debate.
Apoya todas las asociaciones que luchan por la subvenci?n de la escuela cat?lica sin ning?n impedimento a la libertad de crear centros educativos, de nombrar los ense?antes y los directores y el derecho de los padres a elegir la escuela libremente.

7. La Asamblea General invita a sus miembros a hacer un esfuerzo conjunto para reforzar el rol de los representantes permanentes en Par?a, Estrasburgo, Nueva York y Roma. Ellos contribuyen a una m?s grande visibilidad de la Escuela Cat?lica en el debate internacional sobre los grandes temas que ocupan a nuestra sociedad.

8. La Asamblea General de la OIEC quiere mandar un testimonio de solidaridad con el L?bano
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios