S?bado, 14 de julio de 2007
EUROPA/ESPA?A - ?Ha sido una vuelta a lo esencial, a la frescura de la fe, a la novedad de Dios que no se trata tanto de hacer cosas nuevas sino de hacer nuevas las cosas que ya hacemos?: una valoraci?n final de la Misi?n Joven celebrada en Madrid, Getafe y Alcal? de Henares

Madrid (Agencia Fides) - La Misi?n Joven que han venido desarrollando las Arquidi?cesis de Madrid y las dos di?cesis sufrag?neas G?tafe y Alcal? de Henares, llega a su fin. El proyecto tienen previsto culminar con una visita a Roma para hacer una confesi?n de la fe ante los ap?stoles Pedro y Pablo y donde ser?n recibidos en audiencia por el Santo Padre, Benedicto XVI el 9 de agosto. La Agencia Fides ha entrevistado a D. Gonzalo P?rez- Boccherini Stampa, Delegado diocesano de Juventud de la di?cesis de Getafe.

?C?mo y por qu? surgi? la idea de organizar esta Misi?n?

Las tres di?cesis de Madrid (Madrid, G?tale, Alcal? de Henares) tienen una gran herencia religiosa y una gran religiosidad popular, pero en los tiempos actuales es necesario que los j?venes profundicen ellos mismos en su fe y sienten la necesidad de transmitirla personalmente. De otro modo esta se ir? perdiendo. Esta es la raz?n por la que los tres Obispos vieron la conveniencia de hacer una gran misi?n juvenil diocesana como un gran momento de comuni?n de todas las instituciones de tal manera que fuera una fuerza de vanguardia con un nuevo estilo. Se ha mostrado adem?s muy providencial precisamente en este a?o de gran agresividad laicista en Espa?a. Y ha sido una actividad sin precedentes en Madrid por su gran movilizaci?n y elevada participaci?n.

?Cu?les han sido las actividades principales que se han desarrollado durante este a?o de misi?n?

El primer momento importante fue la apertura en la Plaza de Oriente el 11-12 de noviembre, acto durante el cual tuvo lugar la adoraci?n Eucar?stica en la Catedral castrense por la noche y una Eucarist?a el domingo por la ma?ana. La clausura ser? dentro de pocas semanas con un encuentro con el Santo Padre Benedicto XVI donde podremos juntos entregar ese credo que hemos proclamado durante este a?o, acto en el que participaran algunos de los j?venes que se han beneficiado de este anuncio pastoral. Para ello las tres di?cesis han organizado una gran peregrinaci?n a Roma y los j?venes ser?n recibidos en audiencia especial por el Papa.
Ha habido un segundo nivel que es el diocesano en el que cada di?cesis ha organizado sus propias actividades. En Getafe cabe destacar las grandes peregrinaciones misioneras a Guadalupe para poner ante la Virgen los frutos de la misi?n y a Javier, primer misionero. Tuvimos una jornada diocesana de j?venes con m?s de 700 participantes donde reconocimos el Coraz?n de Jes?s como la fuente y meta de toda acci?n misionera. Un congreso con distintas personalidades de la vida diocesana y nacional para que la pastoral juvenil tenga tambi?n una fundamentaci?n formativa y dogm?tica grande. Se han llevado a cabo adem?s actividades publicas como conciertos en las plazas, eucarist?as en las calles, visitas a las casas, colegios, manifestaciones publicas... sobre todo en los lugares donde est?n los j?venes. Ya que muchos no se acercan a la Iglesia, la Iglesia se ha acercado donde est?n ellos

?C?mo ha sido la respuesta de los j?venes?

En general ha sido muy buena. Muchos j?venes est?n deseando entregarse pero no saben como ni la manera y cuando se les ha propuesto una actividad tan grande como esta, tan arriesgada y elevada se han entusiasmado y lo han vivido con esperanza y siendo conscientes de que eran protagonistas de esta gran acci?n misionera. Hemos visto en muchas comunidades, que muchos j?venes se han despertado en su vocaci?n sabiendo que depend?a de ellos la evangelizaci?n de sus contempor?neos. En cuanto a los que han recibido el anuncio la respuesta ha sido diversa. El fruto no depende de nosotros y nos sabemos como ser? y lo que podr? ser con el tiempo. Pero se pueden contar testimonios de j?venes que lo han recibido como algo que estaban en cierto modo deseando.

?Por qu? terminar la misi?n en Roma?

Teniendo en cuenta que la misi?n ha tenido tres partes. La pre-mision que fue un largo a?o de consultas y de preparativos para llevarla a cabo. Luego un segundo a?o de misi?n que va a terminar en Roma y luego empieza el a?o de la post-misi?n que se tratar? de profundizar en lo sucedido y pasar de ese anuncio general a una integraci?n de todo lo vivido, Roma ser? pues como una etapa de transici?n. Adem?s venimos aqu? para a ser confirmados en la fe de Pedro, en la fe de la Iglesia, encontr?ndonos con el sucesor de Pedro que nos ayudara a renovar nuestra fe. Adem?s en Roma se da el encuentro con la Iglesia universal aspecto que es muy importante. Por ?ltimo, supone un encuentro con la historia de la iglesia, hoy que muchas veces perdemos las ra?ces y vivimos en un mundo moderno que ha perdido sus or?genes historia, pasado.

Podr?a hacernos una valoraci?n global de la misi?n
En primer lugar dir?a que hemos vuelto a reconocer que la evangelizaci?n depende en gran medida de la comuni?n y esto no solo es una exigencia del ser de la iglesia y del mandato de Jesucristo sino que se pone m?s de manifiesto en el mundo globalizado. En segundo lugar la experiencia de este a?o ha sido que aunque el anuncio misionero es uno, el anuncio de Cristo, la variedad es m?ltiple seg?n los carismas y estilos. Hemos valorado lo que nos une y nos hemos completado en aquello que nos separa pero no nos opone.
Por ultimo creo que tambi?n nos ha ayudado a reconocer el principal problema en este nuestro mundo es la falta de amor, la falta de Cristo y por tanto, nos ha ayudado a darnos cuenta que no podemos estar m?s pendientes de las peque?eces que tenemos dentro de la Iglesia y que nos hacen perder tiempo y fuerzas teniendo un mundo que se desangra porque carece de Dios, que se desangra en la pobreza y muere de tristeza por la falta de Dios. Yo dir?a pues que ha sido una vuelta a lo esencial, a la frescura de la fe, a la novedad de Dios que no se trata tanto de hacer cosas nuevas sino de hacer nuevas las cosas que ya hacemos y las actividades que vivimos. Ha sido pues una llamada a la unidad y sentirnos orgullosos de pertenecer a la iglesia cat?lica. (RG) (Agencia Fides 12/7/2007 L?neas: 78 Palabras: 1.091)
Publicado por verdenaranja @ 2:37  | Entrevistas
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios