Jueves, 20 de diciembre de 2007
Mensaje de Navidad que ha publicado el presidente de la Conferencia Episcopal Peruana, monse?or Miguel Cabrejos Vidarte, OFM, arzobispo de Trujillo.

?ESPERANZA EN EL FUTURO Y VALENTIA EN EL PRESENTE?



Estimados hermanos y hermanas:

Al llegar la Navidad, contemplamos al ?Ni?o envuelto en pa?ales?, y nos conmueve descubrir que en este Ni?o se encuentran, la fragilidad del hombre con la omnipotencia de Dios y asimismo la ternura del Padre contemplando a su Hijo en los brazos de Mar?a. Navidad es, por eso, un misterio de amor y, al mismo tiempo es un desaf?o al imperio de la raz?n, que ignora la realidad de un mundo trascendente, que da verdadero sentido a nuestra vida.

En este tiempo de Navidad quiero hacerles llegar mi saludo de paz y de fraternidad a todos los que compartimos la misma Fe y a todos los hombres y mujeres de buena voluntad.

Navidad, s?lo se comprende cuando podemos mirar hacia lo alto donde una estrella recuerda al hombre el poder de Dios. La Navidad es un anuncio de alegr?a que no conoce fronteras sociales, culturales ni pol?ticas. Navidad es la fiesta del pueblo, de todos los que tejemos la historia del Per?, al calor del sol o al fr?o de la puna.

En Navidad, ?c?mo no admirar la labor de todos los que siembran la Palabra de Dios y construyen la Iglesia en comuni?n con el Vicario de Cristo y los sucesores de los Ap?stoles! A ellos, nuestra gratitud y el reconocimiento de las nuevas generaciones de creyentes.

?C?mo no tener presente, tambi?n, a los miles de educadores que forman un nuevo hombre peruano; o a los m?dicos y enfermeras que nos atienden sin cansancio; o a los polic?as que se desvelan con dedicaci?n por la seguridad de los ciudadanos; o a los soldados que cuidan nuestra soberan?a nacional.

?C?mo no valorar al humilde campesino que nos ofrece el pan cotidiano; al obrero y al alba?il que perfilan con sus manos un nuevo rostro de la ciudad; ?c?mo no admirar el esfuerzo de tantas madres que con amor y sacrificio educan a sus hijos, mantienen su familia y a?n tienen tiempo para ir a la Santa Misa o a la reuni?n vecinal!

?C?mo no reconocer al empresariado, tanto nacional como extranjero, que con creatividad invierte por el desarrollo de nuestro pa?s!; al artesano, que con su ingenio mantiene viva la cultura nacional, al funcionario del Estado, y al periodista, que hace de la noticia un instrumento al servicio de la verdad y de la convivencia social. Para todos viene Cristo en Navidad.

Extiendo igualmente mi saludo a quienes tienen el encargo de dirigir los destinos del Per? y, tomando las palabras del Papa Benedicto XVI los invito a que: ?hagan todo cuanto est? en sus manos para devolver la esperanza a los pueblos que gobiernan?, a que contin?en en su lucha contra la pobreza, probablemente la injusticia m?s extendida, que impide oportunidades, niega posibilidades, interfiere en el desarrollo y se convierte en fuente de violencia y de conflictos.

Vemos complacidos en nuestro pa?s signos de crecimiento, pero, o?mos tambi?n, con preocupaci?n, el clamor de los pueblos que esperan compartir con equidad los beneficios de esta bonanza. El futuro del Per? exige construir un verdadero ciudadano nuevo, para ello urge mejorar la educaci?n, para que ofrezca a los j?venes que constituyen, como dice el Papa: ?la primera riqueza de un pa?s?, igualdad de oportunidades para acceder a una formaci?n integral e integradora de calidad y basada en valores humanos y morales.

En esta Navidad deseo renovar la invitaci?n a todas las clases dirigentes para que unidas ofrezcan al ciudadano una vida digna y un ambiente de paz y tranquilidad. Guiados por los mismos ideales y la misma Fe en Jesucristo, hagamos una sinton?a solidaria de peruanidad, mirando con esperanza al futuro y construyendo el presente con valent?a y fidelidad.

Finalmente, les invito, en esta Navidad, a ?romper el silencio sobre Dios? porque Navidad es el anuncio de la Palabra hecha Ni?o en Bel?n. Les exhorto, como ense?a el Papa Benedicto XVI a no excluir a Dios de vuestras vidas, porque: ?quien excluye a Dios de su horizonte falsifica el concepto de ?realidad? y, en consecuencia, s?lo puede terminar en caminos equivocados y con recetas destructivas?. Dios es la realidad fundante? Cristo es Dios con rostro humano, el Dios-con-nosotros, el Dios del amor hasta la cruz?. Elevemos, pues, un canto de alabanza al ?nico Ser en quien el hombre puede encontrar la fuente que calme todos sus anhelos y el agua que sacie su sed de felicidad y eternidad.

??Feliz Navidad!! y que el 2008 est? lleno de prosperidad para todos.

Diciembre 2007

+ MIGUEL CABREJOS VIDARTE, OFM
Arzobispo de Trujillo
Presidente de la Conferencia Episcopal Peruana
Presidente del Departamento de Misi?n y Espiritualidad
Publicado por verdenaranja @ 22:37  | Hablan los obispos
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios