Viernes, 19 de septiembre de 2008

 ASIA/INDIA - “Una misión interreligiosa en Orissa para llevar paz y reconciliación”: entrevista de la Agencia Fides a Su Excelencia Mons. Raphy Manjaly, Obispo de Varanasi


Ciudad del Vaticano (Agencia Fides) – Mientras continúan los episodios de violencia anticristiana, de manera preocupante, en diversos estados de la India como Orissa, Karnataka, Madhya, Pardesh, Kerala, de la diócesi de Varanasi salió de Orissa una misión de paz conducida por la una delegación interreliosa formada por líderes hindúes, sikh, musulmanes, budistas y cristianos de diversas confesiones. La delegación buscará conducir una obra de reconciliación para traer nuevamente la paz y armonía a la población. Fueron las declaraciones de Su Excelencia Mons. Raphy Manjaly, Obispo de Varanasi, a la Agencia Fides, en Vaticano, para participar en un Seminario de estudios organizado por la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, reservado a los Obispos ordenados en los últimos dos años.
El Obispo, ordenado el 30 de abril de 2007, guía la diócesis de Varanasi (o Benares) que se encuentra en Uttar Pradesh, el estado indio más poblado, situado al noroeste del país. El área se caracteriza por el pluralismo religioso y es un lugar particularmente sagrado para la religión hindú. He aquí el texto de la entrevista publicado por la Agencia Fides.

¿Podría describirnos su diócesis?

El territorio diocesano cuenta con 19 millones de personas, de las cuales cerca de 18 mil son católicos, 135 sacerdotes, 41 parroquias y 436 religiosas. La diócesis de Varanasi es una diócesis en la que el Espíritu Santo está actuando. Los fieles rezan mucho, como se puede ver en el “Krist Bhata” Movement, que significa “Movimiento de los devotos por Cristo”: una realidad abierta a todos aquellos que buscan a Dios y tratan de escuchar su Palabra. Con ocasión del Año Paulino queremos crear otros centros de escucha de la Palabra de Dios, abriendo en Varanasi un Instituto Bíblico, que ayude a traducir y difundir la Sagrada Escritura.

¿Cómo vive la Iglesia en un área de fuerte pluralismo religioso?

Tenemos principalmente dos líneas de acción: mantener vivas las iniciativas de diálogo interreligioso y extender buenas relaciones con los mass media. Al nivel del diálogo, nos esforzamos por organizar encuentros y participar los unos en las fiestas religiosas más importantes de los otros. En la diócesis hemos instituido el “Maitri Bhavan Center” para el diálogo interreligioso que ayuda a mantener con continuidad buenas relaciones con los líderes y fieles de otras comunidades. Buscamos prevenir de esa manera los problemas y trabajar juntos por el bien común de la sociedad. Y aún cuando se dan episodios que podrían dañar o degenerar en enfrentamientos religiosos, estamos preparados para prevenir y bloquear eventuales desórdenes, dadas las buenas relaciones existentes entre los líderes (budistas, hinduistas, musulmanes y cristianos).

Por otra parte, gracias a las buenas relaciones con los mass media, la gente conoce nuestro trabajo de servicio al hombre y de ayuda gratuita a los pobres. Ello desmiente la desinformación y las falsas acusaciones que a veces circulan contra los cristianos.

¿Cómo son, en particular, las relaciones con los grupos hindúes en vuestro territorio, en este momento de tensión para todo el país?

Las relaciones en general son buenas. Varanasi tiene una gran tradición de convivencia pacífica entre cristianos e hindúes. Por ello hemos decidido enviar una misión de paz a Orissa. La delegación ha sido formada por líderes de diversas comunidades religiosas, para dialogar, rezar y llevar la reconciliación a todas las personas de buena voluntad en Orissa, dando consuelo a los necesitados, condenando la violencia, orando por las víctimas.

La mayor parte de los hindúes es abierta y acogedora hacia los cristianos. Con frecuencia los grupos extremistas reaccionan con violencia cuando son testigos de fenómenos de conversión en masa. En Varanasi predicamos la Palabra de Dios, pero no buscamos conversiones en masa. Se celebran bautismos, pero de manera discreta y luego de un serio camino de preparación individual. Si alguno se acerca a la Iglesia para solicitarlo, lo acogemos con apertura y serenidad, sin aspavientos. (AR-PA) (Agencia Fides 18/09/2008; líneas 48, palabras 639)


Publicado por verdenaranja @ 22:51  | Entrevistas
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios