Lunes, 22 de noviembre de 2010

Moniciones para el domingo primero de Adviento, ofrecidas por el ?rea de?Pastoral Social de la Di?cesis de Tenerife.?

?UNA ESPERA MADURA QUE SE TRADUCE EN AMOR?

1er. ?DOMINGO DE ADVIENTO: EST?N ATENTOS

ENTRADA. A veces, en nuestra vida cristiana, tenemos el peligro de caer en la rutina, el cansancio y el des?nimo. Cada Eucarist?a es un momento privilegiado para encontrarnos con el Se?or muerto y resucitado que nos invita a seguir caminando en nuestra vida para alcanzar la madurez superando todo obst?culo.

Concretamente,? este tiempo de adviento que hoy comenzamos y? las lecturas de este primer domingo, son? una llamada a espabilarnos, a abrir los ojos, porque se acerca nuestra salvaci?n.

CORONA DE ADVIENTO. Encendemos, Se?or esta primera vela para expresar que en medio de la oscuridad, tu luz nos hace ver la luz de la esperanza en tu acci?n salvadora.

PRIMERA LECTURA. El oscuro presente de los jud?os desterrados se ilumina con esta visi?n que es invitaci?n a caminar al encuentro del Se?or en medio de las dificultades de la vida. Esta invitaci?n para construir un mundo en paz y justicia sigue en pie para nosotros en este Adviento.

SALMO. Con el gozo del que sabe que tiene una meta y camina unido a muchos hermanos proclamamos este hermoso salmo de peregrinaci?n.

SEGUNDA LECTURA. La fe no es una adquisici?n de una vez para siempre, sino un constante madurar, una atenci?n permanente a ese Dios que siempre est? viniendo y sorprendi?ndonos. Escuchemos.

EVANGELIO. La espera de la venida del Se?or no hace a los cristianos unos holgazanes que se evaden del compromiso sino una llamada a ser activos y operantes en la construcci?n de un mundo mejor, seg?n el proyecto de Dios.

ORACI?N UNIVERSAL O DE LOS FIELES.

Gozosos por la fe que nos anima en nuestro caminar, oremos al Se?or. Contestamos: Ven, Se?or Jes?s.

Por el Papa, nuestro obispo Bernardo, los sacerdotes, di?conos, personas consagradas y todo el Pueblo de Dios. Para que vivamos este Adviento con deseos de renovar y madurar nuestra fe. Roguemos al Se?or.

Por los que sufren en su cuerpo o en su alma. Para que encuentren en el Se?or y en nosotros ayuda y consuelo. Roguemos al Se?or

Para que los que gobiernan busquen siempre el bien com?n. Roguemos al Se?or?

Para que nuestra comunidad siga caminando, atenta siempre a las llamadas del Se?or. Roguemos al Se?or

Por??

Escucha, Padre, la oraci?n que tu Iglesia te presenta. Por JC Nuestro Se?or. Am?n.

GESTO SIMB?LICO.

Con el pan y el vino se puede presentar unas gafas, una linterna, una mochila o un bast?n? para invitar a descubrir la presencia alentadora del Se?or en nuestro caminar.

ACCI?N DE GRACIAS.

Gracias, Se?or, porque la luz de tu amor ilumina nuestro mundo.
Gracias, Se?or, por tantas personas capaces de descubrir tu presencia amorosa en los acontecimientos de cada d?a.
Gracias, Se?or, por tanta gente que vive en servicio amoroso a los marginados, enfermos, ancianos, inmigrantes, encarcelados.
Gracias, Se?or,? por los que sue?an y luchan por un mundo m?s solidario y fraterno.
Gracias, Se?or. T? eres nuestra Esperanza.


Publicado por verdenaranja @ 10:48  | Liturgia
 | Enviar