Jueves, 30 de diciembre de 2010

?Lectio divina para el d?a 31 de Diciembre, ofrecida por la Deelgaci?n Diocesana de Liturgia de la di?cesis de Tenerife.

LECTURA:???????????? Juan 1, 1‑18?

En el principio ya exist?a la Palabra, y la Palabra estaba junto a Dios, y la Palabra era Dios. La Palabra en el principio estaba junto a Dios. Por medio de la Palabra se hizo todo, y sin ella no se hizo nada de lo que se ha hecho.

En la Palabra hab?a vida, y la vida era la luz de los hombres. La luz brilla en la tiniebla, y la tiniebla no la recibi?.

Surgi? un hombre enviado por Dios, que se llamaba Juan: ?ste ven?a como testigo, para dar testimonio de la luz, para que por ?l todos vinieran a la fe. No era ?l la luz, sino testigo de la luz.

La Palabra era la luz verdadera, que alumbra a todo hombre, Al mundo vino, y en el mundo estaba; el mundo se hizo por medio de ella, y el mundo no la conoci?. Vino a su casa, y los suyos no la recibieron. Pero a cuantos la recibieron, les da poder para ser hijos de Dios, si creen en su nombre. ?stos no han nacido de sangre, ni de amor carnal, ni de amor humano, sino de Dios.

Y la Palabra se hizo carne y acamp? entre nosotros, y hemos contemplado su gloria: gloria propia del Hijo ?nico del Padre, lleno de gracia y de verdad.

Juan da testimonio de ?l y grita diciendo: ?Este es de quien dije: "El que viene detr?s de m? pasa delante de m?, porque exist?a antes que yo."? Pues de su plenitud todos hemos recibido, gracia tras gracia. Porque la Ley se dio por medio de Mois?s, la gracia y la verdad vinieron por medio de Jesucristo.

A Dios nadie lo ha visto jam?s: Dios Hijo ?nico, que est? en el seno del Padre, es quien lo ha dado a conocer.

MEDITACI?N:??????????????? ?Lo ha dado a conocer?

??????????? El gran deseo del hombre ha sido siempre, no ahora en nuestro mundo occidental, ver a Dios, descubrir su rostro. No bastaba con escuchar sus palabras o ver a sus enviados. Mois?s despu?s de una relaci?n tan intensa con ?l, pide verle. Era mera curiosidad. Pero, al final, Dios atiende la demanda del hombre y se encarna. La Palabra de Dios en la que hab?a vida y luz, que era vida y luz, toma cuerpo, rostro, pies y manos en Jes?s.

??????????? En Jes?s Dios nos ha revelado su rostro, no el f?sico,? es el menos importante, sino el profundo. Nos muestra c?mo es materialmente, como act?a, cu?les son sus deseos, sus prioridades. No hab?a nada nuevo, pero era plasmaci?n f?sica, interpretaci?n real de su palabra dicha y resonada a trav?s de los siglos y de sus enviados. Y, claro est?, como todas las cosas importantes, de las que nos hemos forjado ya una imagen en nuestro interior, su rostro, su vida, sus gestos, nos gustaron a la mayor?a. Result? ser un Dios demasiado encarnado, demasiado comprometido con nuestra historia, demasiado empe?ado en ser Padre y en hacernos sentir hijos y hermanos.

??????????? En Jes?s Dios se nos manifest? m?s amante de la vida que del culto vac?o, m?s amante de la verdad que de nuestros intereses c?modos y superficiales. Y ese rostro termin? no gustando y lo tratamos de borrar, entonces y ahora. Pero Dios no tiene otra Palabra para ser dicha y vivida. En Jes?s Dios se ha manifestado plenamente, se nos ha dado, y ya no tiene nada m?s que decirnos y manifestarnos, sino seguir ahondado y manifestando su rostro a trav?s del Esp?ritu de su Hijo resucitado. Y s?lo, s?lo un coraz?n sincero, humilde, abierto, honrado y justo, lo podr? descubrir y manifestar. ??

ORACI?N:?????????????? ?Seguir caminando?

??????????? Terminamos el a?o, Se?or, y tu palabra de amor, de cercan?a, de presencia continua acompa?a mi historia que se va y que viene. Se?or, gracias por tu amor, gracias por haberte manifestado en mi vida. Gracias porque das sentido a todo lo que soy y lo que hago, porque en ti descubro lo mejor de m? y de los otros.

??????????? Ante este a?o que se me abre, con todas las inc?gnitas de la vida, s?lo puedo ponerme en tus manos y decirte que, en medio de mis limitaciones, que t? sabes que son muchas y lo que me duelen, quiero seguir caminando a la luz de tu rostro y de tu palabra de vida. Ay?dame, Se?or.?? ??????

CONTEMPLACI?N:??????????? ?Misterio cercano?

No necesito ver tu rostro
para saber que me amas.

Me basta con saber que eres
con saber que est?s.

Y en el misterio cercano
e inabarcable de tu divinidad
dejo que tus manos me cuiden
y tu coraz?n vele mi historia
de dolor y de esperanza.


Publicado por verdenaranja @ 22:16  | Liturgia
 | Enviar