S?bado, 08 de enero de 2011

Reflexi?n sobre las lecturas del domingo del Bautismo del Se?or - A, ofrecida por el sacerdote Don Juan Manuel P?rez Pi?ero bajo el t?tulo "ECOS DEL D?A DEL SE?OR".

ECOS DEL DIA DEL SE?OR
Fiesta del Bautismo del Se?or

?Y ahora qu? hacemos?

Es la pregunta que surge, espont?neamente, al darnos cuenta de que con esta Fiesta del Bautismo del Se?or, se termina el Tiempo de Navidad?

?Y Ahora, qu?? ?A qu? nos dedicamos ahora? ?Hasta que llegue la Cuaresma, qu? hacemos?

La Fiesta que celebramos hoy nos da la respuesta: Porque el Bautismo del Se?or se?ala el comienzo de su Vida P?blica. En estos d?as que siguen, el Evangelio de cada d?a, ?nos ir? presentando sus primeras palabras, sus primeros disc?pulos, sus primeros milagros, sus primeros pasos?

En la primera Lectura, hemos escuchado: ?Mirad mi siervo a quien sostengo, mi elegido a quien prefiero?? De eso se trata, de centrarnos en el Se?or? Salimos, por tanto, de la Navidad,? fijando nuestros ojos y nuestro coraz?n en Jesucristo que inicia su Vida P?blica?

Esta Fiesta nos viene muy bien como punto de partida?

El Evangelio nos presenta a Jesucristo, que quiere recibir aquel bautismo de purificaci?n con el que Juan preparaba al pueblo para que recibiera, bien dispuesto, al Mes?as?

Jes?s baja al agua del Jord?n llevando sobre sus hombros los pecados de toda de la Humanidad?, hasta el fin de los siglos? Y con este hecho, consagra las aguas que, ser?n desde ahora, signo de la vida nueva, que se recibe en el Bautismo cristiano.

Y con ocasi?n del Bautismo, se produce una gran revelaci?n? ?Por eso forma parte, como dec?amos el otro d?a, de las Fiestas de la Epifan?a. En efecto, se abri? el Cielo, nos dice el Evangelio, y ?Esp?ritu Santo desciende sobre El y lo consagra para la misi?n que iba a comenzar, por mandato del Padre, y que ?????S. Pedro sintetiza en la 2? Lectura, diciendo: ?Pas? haciendo el bien y curando a los oprimidos por el diablo, porque Dios estaba con El?.

Y se oye la voz del Padre, que lo presenta a su pueblo elegido como aquel, que esperaban ansiosamente: ?Este es mi Hijo, el amado, mi predilecto?. Y en medio de todo, contempla-mos a las tres Personas de la Sant?sima Trinidad, que Juan contempla el primero, en la vera del Jord?n: ?Voz y Paloma en los cielos, y al Verbo eterno a sus pies?. (Him. V?speras)

Es tan importante este acontecimiento, esta Unci?n del Esp?ritu, que de aqu?? deriva el nombre principal, con el que conocemos a Jesucristo: ?El Ungido?,? que en hebreo, se dice ?Mes?as?,? y en griego, ?Cristo?.

Y de Cristo, ?cristianos?, que significa los ?ungidos?.

?Qu? importante es todo esto!?

Jesucristo viene, en efecto, a traernos el nuevo Bautismo, el Bautismo de los cristianos? ?El os bautizar? con Esp?ritu Santo y fuego?, anunciaba ?Juan, el Precursor.

Es el Esp?ritu Santo el que viene a nosotros en el sacramento del Bautismo, para realizar la obra asombrosa de purificarnos de todo pecado (el fuego) ?y llenarnos de la vida divina? Y esta acci?n de Dios en nosotros se ir? acrecentando, a lo largo de la vida, con la Confirmaci?n y los dem?s sacramentos.

Como Jesucristo, los cristianos somos los hombres y mujeres del Esp?ritu. Ya lo contemplaremos de nuevo as?, el pr?ximo Domingo.

Los santos Padres sintetizaban el ?Misterio de la Navidad?, diciendo que el Hijo de Dios se hizo hombre, para hacer al hombre hijo de Dios.

Por eso hoy, al terminar la Navidad, es un d?a muy apropiado para renovar, es decir, revivir, nuestro Bautismo en Cristo, por el Esp?ritu Santo, que nos hace clamar: ?Abb?, Padre.

Es tambi?n un d?a apropiado para reflexionar sobre el Bautismo de los ni?os, reci?n nacidos, y la responsabilidad de los padres y padrinos.

No podemos olvidar que, en el momento del Bautismo de los ni?os, se produce un pacto sagrado entre el sacerdote (Cristo, la Iglesia) y los padres y padrinos: Para que el ni?o pueda ser bautizado l?citamente, se necesita el compromiso de los padres y padrinos de educar al ni?o como cristiano, siempre. Sin una garant?a fundada, no se puede administrar el Bautismo, hay que dejarlo, ?diferirlo? hasta que cambie la situaci?n? Y si se bautiza en esas condiciones, el Bautismo es v?lido, pero il?cito. (C.D.C., canon, 806, 2?).

?Cu?nta seriedad, cu?nta importancia y gravedad tiene este compromiso y qu? negativos sus efectos, cuando no se cumple..! ?Dichosos los ni?os cristianos que tienen unos padres y padrinos que s? lo hacen?!

Dec?a el Papa Juan Pablo II, en un d?a como ?ste, en el Bautismo de unos ni?os: ?En un futuro, cuando est?n capacitados para comprender, ellos mismos deber?n realizar, de manera personal y libre, un camino espiritual que los llevar?, con la gracia de Dios, a confirmar, en el sacramento de de la Confirmaci?n, el don que hoy reciben?.

???????? Cu?ntas cosas podr?amos seguir comentando, pero no hay tiempo de m?s?

???????? Renovado nuestro Bautismo al salir de la Navidad, estamos en la mejor disposici?n, para acompa?ar a Jesucristo por los senderos de su Vida P?blica, en orden a un conocimiento y a un seguimiento cada vez mejor? Entonces, ?todo lo dem?s vendr? por a?adidura?.Y se har? realidad en nuestra vida,? lo que? proclamamos hoy en el salmo responsorial: "El Se?or bendice a su pueblo con la paz".


Publicado por verdenaranja @ 22:11  | Espiritualidad
 | Enviar